Cierre del Mercado de Chicago

22 de Febrero de 2021
El trigo cierra con fuertes subas impulsado por la ola polar en regiones productivas clave, lo cual propicia un efecto contagio en los precios del maíz. Además, la soja culmina con ganancias, apuntalada por la ajustada hoja de balance en EEUU.

Los futuros de trigo finalizaron con fuertes subas, impulsados por las preocupaciones que genera la ola de frío que afecta a las principales regiones productoras, en la región del Mar Negro en particular, y las consecuencias que puede tener sobre el desarrollo del cultivo. En este sentido, los mercados continúan enfocados en la necesidad de reemplazar la oferta Rusa, luego de la implementación de un impuesto a la exportación por parte de este país. Asimismo, cierta debilidad del dólar frente a otras monedas registrada en el día de hoy añadió soporte al mercado.

El maíz concluye la jornada con ganancias, apuntalado por  una sólida demanda para exportación consecuencia de una relativa debilidad del dólar en el día de hoy, lo cual torna más competitivo a los granos estadounidenses. Además, las subas registradas en el mercado de trigo habrían propiciado un efecto contagio que sumó a las presiones alcistas.

La soja cierra el día con subas en sus futuros con cotizaciones más cercanas, impulsados por compras técnicas y los ajustados stocks de la presente campaña. Además, el ritmo lento en la que avanza la cosecha en Brasil (15% del área implantada, mínimo en 10 años para esta fecha), también ofició de soporte para el mercado. En tanto los futuros con vencimiento más lejano también finalizaron con alzas, apuntalados por la incertidumbre respecto de la producción de la nueva campaña. En este sentido, si bien el USDA proyectó una producción récord de la oleaginosa en la 2021/22 en EEUU, la demanda también sería muy elevada, por lo que los stocks finales serían solo marginalmente incrementados y permanecerían cerca de mínimos históricos.