Prensa

El impulsor de la banca ética presentará un estudio de perspectivas para Argentina y la región en la BCR

30 de Mayo de 2019
Joan Melé, impulsor de la banca ética y presidente de la Fundación Dinero y Conciencia anunciará el documento en la sede de la Bolsa de Comercio local el próximo lunes 3 de junio, a las 18 hs.

 

La gira de la banca ética, con el banquero catalán Joan Melé a la cabeza, continúa su marcha por el continente. El lunes 3 de junio, en la Bolsa de Comercio de Rosario, se anunciará la elaboración del llamado Estudio de Prefactibilidad Regional, texto en el que se ahonda en las áreas en las que el futuro banco debe operar.

 

El llamado EPF ya se dio a conocer en Montevideo y lo propio se hará en Buenos Aires y Rosario, además de las ciudades de Bogotá y Medellín.

 

“Estamos trascendiendo los países para hacer un banco latinoamericano”, aseguró en su reciente paso por la capital uruguaya Melé, impulsor del proyecto y presidente de la Fundación Dinero y Conciencia. Y agregó: “La gran herida de la sociedad es la separación de lo material con lo espiritual”.

 

>> Inscribite sin costo aquí <<

 

Sobre el EPF, Melé aseveró que "estamos haciendo un estudio en todo Latinoamérica, para analizar las tres áreas de inversión: cultura, desarrollo social y medio ambiente. No se puede justificar la ética, si no vamos a la esencia del ser humano”.

 

"El Estudio de Prefactibilidad es la etapa previa del proyecto prebancario con dos objetivos: formar la comunidad humana en torno al proyecto y entender los sectores y sus desafíos estructurales de "Latinoamérica", destacó el catalán.

 

Cabe precisar que este proceso, que se desarrolla en cada ciudad a partir de los eventos de lanzamientos, tiene como finalidad analizar el potencial del mercado en las áreas de educación y cultura, desarrollo e inclusión social y medio ambiente, para así determinar cómo se aborda el desafío estructural en cada uno de esos sectores económicos.

 

El mencionado estudio es el resultado de un informe realizado en Chile, en 2017,que sirvió para concluir la viabilidad jurídica, financiera y comercial de crear un banco con lineamientos de banca ética, con mercados de trabajo definidos.

 

“Es necesario conservar las miradas locales y las diferencias culturales propias de cada región, pero sin perder de vista que se trata de un proyecto regional, en el que lo desafíos de sustentabilidad y equidad son afines”, destacaron desde la banca ética.

 

El Estudio de Prefactibilidad se instituye así como un proceso de discusión abierta, en el que convergen expertos de diversas áreas, y en el que se propician talleres, foros y seminarios para poner en valor la idea de un banco a todos los actores de los ecosistemas en donde se ubican los futuros clientes.