Skip Navigation Links
Inicio
InstitucionalExpand Institucional
Mercado de GranosExpand Mercado de Granos
Mercado de CapitalesExpand Mercado de Capitales
Mercado GanaderoExpand Mercado Ganadero
Cámaras ArbitralesExpand Cámaras Arbitrales
Tribunal de ArbitrajeExpand Tribunal de Arbitraje
Viernes, 21 de Noviembre de 2014GEA | Guía Estratégica para el Agro

ESTIMACIONES DE PRODUCCION

ACERCA DE
2014/15    
AREA SEMBRADA 4,4 RINDE 27,5  PRODUCCIÓN 12
MILLONES HA QQ/HA MILLONES TN
2013/14
AREA SEMBRADA 3,7 RINDE 26,8 PRODUCCIÓN 9,5
MILLONES HA QQ/HA MILLONES TN
ACERCA DE
2014/15    
AREA SEMBRADA 20,7 RINDE - PRODUCCIÓN -
MILLONES HA QQ/HA MILLONES TN
2013/14    
AREA SEMBRADA 20,2 RINDE 28,1 PRODUCCIÓN  55,6
MILLONES HA QQ/HA MILLONES TN
ACERCA DE
2014/15    
AREA SEMBRADA 3,7 RINDE -  PRODUCCIÓN -
MILLONES HA QQ/HA MILLONES TN
2013/14    
AREA SEMBRADA 4,4 RINDE 70,3 PRODUCCIÓN 24,8
MILLONES HA QQ/HA MILLONES TN
martes, 11 de noviembre de 2014
Estimación Mensual Nacional Nro ESP58
12 millones de toneladas de trigo 2014/15

El paso de octubre con altas temperaturas y nuevos eventos con excesos de agua acotan el volumen estimado para la producción nacional, cuando las condiciones del mes precedente observaban un potencial para hacer saltar la valla de los 12,5 millones. Pérdidas de superficies por inundaciones en Buenos Aires, granizo en Córdoba y el fuerte calor de octubre, cuando buena parte de los trigales de la región pampeana transitaban la etapa de llenado de granos, se confluyeron para ajustar a la baja las estimaciones de rendimientos, arrojando un promedio nacional de 28,5 qq/ha. Se elevó la estimación de la superficie no cosechable, pasando de 120 mil a 160 mil ha, mientras se siguen evaluando los problemas hídricos en el área bonaerense. Para Córdoba se reduce la estimación de rinde provincial en un quintal, de los 28 qq/ha proyectados el mes pasado. El norte de Santa Fe está obteniendo mejores rindes, que compensan las reducciones de esta variable en el sur santafesino como resultado de las altas temperaturas. La provincia de La Pampa siguió recibiendo lluvias frecuentes y abundantes, muy por encima de lo que suele esperarse, generando problemas pero también posibilitando la obtención de muy buenos rindes.

 

Pese a los problemas para avanzar con las siembras de maíz en estos últimos días por las intensas lluvias, las siembras se desarrollaron con mayor normalidad este año y las buenas condiciones alentaron la implantación de forma temprana. En general, se lograron muy buenas implantaciones con excepción en las zonas afectadas por los excesos hídricos donde se podría requerir la resiembra. Con el 40% sembrado se proyecta el área maicera 2014/15 en 3,7 millones de hectáreas. Con rindes promedio y restando la superficie que se destinaría a consumo animal, la producción comercial de maíz ascendería a 21,5 millones de toneladas.

 

El área con soja podría ascender a 20,7 millones de hectáreas, 2,4% más que el año pasado. Las recientes lluvias restablecieron la humedad en la región pampeana, se aceleraron las labores en la primera semana de noviembre y se lleva implantado el 15% del área total. Esto significa que hay de diez puntos de retraso en comparación con el avance de siembra la anterior campaña.

 

  

Trigo 2014/2015

 

Sin ajustes en superficie respecto de la anterior estimación, se mantiene una cobertura triguera de 4,36 millones de hectáreas, que en términos interanuales significa un crecimiento de un 16,5% a escala nacional. Se espera que se coseche un área de 4,2 millones de hectáreas con un promedio de productividad unitaria nacional de 28,5 qq/ha. Como resultante, la cosecha de trigo produciría 12,0 M de t, volumen que resulta superior al obtenido en la campaña anterior. Esta estimación se realiza con datos de la condición observada en los cultivos, resaltando que aún quedan regiones muy importantes que deben atravesar etapas críticas para la formación de los componentes de rinde.

 

La franja oeste del país recibió lluvias oportunas en la primera semana de octubre pero luego las altas temperaturas mantuvieron condiciones desecantes que golpearon a los trigales durante el llenado en buena parte de la región pampeana. La sobreoferta de lluvias durante el fin de octubre y principios de noviembre afectó con severos excesos al sudeste santafesino, buena parte de Entre Ríos, y al noreste y sur bonaerense como se aprecia en las imágenes que elabora la consultora de climatología aplicada - CCA.

 

Casi todo el ciclo productivo del trigo argentino se desarrolló con agua. Las etapas de macollaje espigazón, floración y buena parte del llenado recibieron los aportes para satisfacer las demandas de la ontogenia del cultivo. La contrariedad en este año estuvo dada por la presión de excesos hídricos, mayor desarrollo de enfermedades y el calor que elevó las medias térmicas del mes de octubre de 2 a 4 °C. El agua que apareció ya muy tarde para el norte argentino en los primeros días de noviembre, se reflejan en los rindes del inicio de cosecha y en las proyecciones de resultados. 

 

En Chaco y Santiago del Estero la superficie cosechada alcanza al 70% de lo que se implantó. En Chaco se esperan a nivel provincial un rinde promedio por debajo de los 11 quintales. En Santiago del Estero las condiciones han sido mejores y se estiman los rindes en 15 qq/ha.

 

Se perfila una campaña notablemente superior este año en la provincia de Córdoba. Si bien hubo un retroceso en la condición de los cultivos luego de la primera semana de octubre, y el agua llegó tarde en los últimos días del mes, se espera una productividad unitaria promedio de 27,6 qq/ha. Esto contrasta con los 20 quintales del año pasado. Pero con el progreso de las labores de cosecha podría ser evidente un mayor daño en algunas zonas que sufrieron con mayor intensidad el estrés termo hídrico como son el este y sur provincial. La condición que predomina en los trigales es buena. Este año se espera una producción superior a los 2,3 M de t que deberá ser confirmada con la evolución de la recolección.

 

En la provincia de Santa Fe los primeros resultados de la cosecha en el norte provincial son superiores a los promedios que se esperaban. Este año en toda la provincia de Santa Fe predominó el aspecto bueno a muy bueno en los cuadros y las etapas fundamentales del cultivo se desarrollaron con una buena provisión de agua. Hay zonas que fueron castigadas por las heladas de fin de agosto que causaron pérdidas de macollos fértiles, área foliar y vigor en las plantas. También las altas temperaturas de octubre condicionaron la expresión de mayores rindes en el centro y sur santafesino. De todas formas se estima un rinde provincial de 32,5 qq/ha.

 

En la provincia de Buenos Aires se prevé un rinde promedio en torno a los 31,5 qq/ha y se proyecta en 125 mil hectáreas la superficie que podría no cosecharse. Las lluvias volvieron a transformarse en un fuerte problema en los últimos días de octubre y los primeros de noviembre. Los sectores del noreste y el sur provincial recibieron volúmenes de lluvias que en algunos casos superaron los 200 mm. Estos sectores son los que nuevamente mostraron fuertes anomalías respecto del comportamiento histórico, anomalías que se vienen sosteniendo y que dejan una situación muy delicada y con pérdidas potenciales importantes.

 

En estas zonas se observa en la mayoría de los lotes problemas de anegamiento aunque con diferente gravedad. Los bajos y lotes sin pendiente son los más afectados, con amarillamiento y pérdidas de plantas por asfixia radicular. A pesar de la superficie afectada, son buenas las perspectivas que se esperan de rinde siempre y cuando se normalicen las lluvias. En el área de influencia tandilense, a pesar de no haber restricciones de humedad en los perfiles, los cultivos se encuentran con un aspecto amarillento y con bajo desarrollo. En el área de Tres Arroyos el aspecto de los cultivos en las áreas alejadas de la costa se presenta más prometedor pero están lejos de las condiciones que se observaban el año pasado. En general se estuvieron realizando controles para combatir problemas de enfermedades como roya y mancha amarilla.

 

Se consideran las cifras que SIBER, servicio de estimaciones de la Bolsa de Cereales de Entre Ríos, calcula para la provincia de Entre Ríos.

 

Al momento de corte de ese informe, el avance de cosecha era de un 13% sobre las 4,36 millones de hectáreas sembradas en el país. Los lotes que no entrarían a cosecha podrían sumar aproximadamente unas 160.000 hectáreas. El rinde promedio nacional es levemente superior al de la campaña pasada (27,8 qq/ha) ajustándose a 28,5 quintales por hectárea. De esta manera queda configurada una producción de 12 millones de toneladas para la campaña triguera 2014/15. 

 

Maíz 2014/2015

 

La superficie sembrada de maíz para la campaña 2014/2015 se estima en 3,67 millones de ha. Subsiste la posibilidad de ajustes posteriores en la medida que se analice la evolución de las labores de siembra de noviembre y diciembre y cómo se den las condiciones para la implantación del maíz de segunda. De esta manera la superficie nacional de maíz caería respecto al ciclo pasado en un 16,7%. 

 

Las lluvias de octubre y los primeros días de noviembre resultaron oportunas para que los planes de rotación con el cereal se cumpliesen dentro de la ventana de siembra propicia de cada zona. El avance de siembra en la República Argentina alcanza al 40% del total intencionado. Los cuadros han quedado muy bien implantados, logrando excelentes recuentos de plantas por metro y están en muy buenas condiciones de crecimiento, algunos ya expandiendo la séptima hoja. De todas formas en la provincia de Buenos Aires hay cuadros recientemente sembrados que quedaron comprometidos por los problemas de excesos hídricos que son evaluados en estos días. 

 

 

A partir de los rindes observados en las últimas 5 campañas, y restando la superficie que se podría destinar a consumo animal, se proyecta al potencial ingreso de 21,5 millones de toneladas de maíz al circuito comercial.

 

 

Soja 2014/2015

 

Se proyecta la superficie sembrada con soja 2014/15 en 20,7 millones de hectáreas, 2,4% más que el año pasado pero cifra que resulta similar si se toman las expectativas de la campaña pasada durante el mes de noviembre. Se ha sembrado el 15% del total, aumentando la actividad de siembra luego de los importantes montos de lluvias de fin de octubre y principios de noviembre. Estás últimas lluvias también han llegado en estos días al norte del país, especialmente a la provincia de Chaco, siendo fundamentales para las recargas de los perfiles y posibilitar la futura siembra de la oleaginosa.

 

A pesar del rápido progreso de las implantaciones en esta última semana hay un retraso en comparación con la anterior campaña de diez puntos. El calor caracterizó a buena parte del mes de octubre, provocando la desecación superficial de los perfiles. Se trabaja rápidamente en estas jornadas para aprovechar el agua presente en las camas de siembras y se revisan los lotes sembrados previamente a las tormentas en el norte de Buenos aires que presentan problemas de anegamientos en diferente grado.

 

Cómo son las reserva de agua en suelo para pradera permanente de octubre del 2014 y octubre del 2013:

 

 

 ‭(oculto)‬ Ultimo Informe NO QUITAR

ID
512
SPONSORS OFICIALES
Bolsa de Comercio de Rosario Córdoba 1402 - S2000AWV
TE: (54 341) 5258300 / 4102600
TE: (54 341) 5258325 (Complejo de Laboratorios - servicioalcliente@bcr.com.ar)
Rosario - Santa Fe - Argentina

Oficina Buenos Aires Reconquista 458 piso 7° - C1003ABJ - Cdad. de Buenos Aires.
Tel: (54 - 011) 43280390/1484 43939391/9649- Fax: (54 - 011) 43939649
contacto@bcr.com.ar